¡La clave del juego está en el centro del tablero!

Vayas donde vayas, con IQ Focus nunca tendrás tiempo para aburrirte. En IQ-Focus la clave está en resolver la cuadrícula central de 3x3, pero ahora el desafío sólo muestra una parte de la solución. Algunas piezas del rompecabezas tienen sólo 1 color, otras tienen 2, 3 o 4 colores diferentes. Esto hace que identificar qué parte de las piezas del rompecabezas es visible en la cuadrícula central 3x3 sea mucho más difícil.

Todo en el mismo estuche compacto y portátil, ¿serás capaz de solucionar los 120 retos? Un juego sorprendente que pondrá a prueba tu cerebro.

Desarrolla el pensamiento lógico, planificación, estratégica, percepción visual y espacial.